Podología para Mayores

El paso del tiempo merma las funciones oseas y articulaciones de todo el cuerpo, en especial, los pies.

Antes de hablar de los cuidados concretos de los pies en las personas mayores es importante entender que a lo largo de la vida vamos a dar de media los suficientes pasos como para dar cuatro veces la vuelta al mundo caminando. Y que en cada paso que damos ponemos el doble de nuestro peso. Quiere esto decir que a lo largo de nuestra vida, los pies habrán soportado miles de toneladas de carga.

Uno de los principales efectos es la pérdida de tejido adiposo en la planta del pie (que es un tejido que actúa como un amortiguador natural). Esta capa de tejido se va deteriorando y perdiendo parte de su función. Además hemos de entender que el pie es una estructura muy articulada.

Tenemos 28 huesos que se unen mediante 33 articulaciones y más de 100 tendones. Las enfermedades crónicas como la artrosis (que afecta principalmente a articulaciones) también tienen un importante efecto en el pie.

Es especialmente importante tener una especial atención con los pies de las personas mayores que padecen diabetes (lo que se conoce como el pie diabético). En este tipo de pie, nuestro centro especializado en podología y biomecánica encuentran dos problemas: por un lado el déficit de aporte sanguíneo (lo que dificulta la cura de cualquier herida) y por otro lado el déficit de sensibilidad (lo que aumenta el riesgo de poder generarse una úlcera al no notar por ejemplo el hecho de llevar una piedrecilla dentro del zapato).

¿En que podemos ayudarte nosotros?

Quiropódia

Tratamiento de las queratopatías u onicopatías. Más información

Círugía podológica…

Conocimientos y herramientas técnicas en cirugía. Amplia experiencia en cirugía. Más información

Estudio biomecánico del pie de edad avanzada…

Más información